Con la tecnología de Blogger.
RSS

Todas nuestras actualizaciones por e-mail.

Esta noche, un Gin&Tonic




Aunque estamos a Miércoles y ya se podría ir gestionando una salida nocturno, voy a optar por proponeros quedaros en casa tomando un buen Gin&Tonic; aunque eso sí, no voy a ser yo quién os diga que después de tomarlo no salgáis de fiesta.

Os voy a dar unos consejos para preparar un buen Gin&Tonic al mejor de los estilos Londinenses, ciudad en la que se crea esta maravilloso cóctel y del que os ánimo a conocer su origen.






Empecemos:

La Copa: Esta debe ser de cristal fino forma más recomendable es la que se usa para catar los tintos de uva Merlot; con este tipo de copa se podremos captar los aromas cítricos de nuestro Gin&Tonic.

El Hielo: Esto no tiene misterio, sólo tiene que cumplir que estos no tengan olores adquiridos por estar en el congelador y que estén muy fríos, a unos -25º. Los típicos de la gasolinera nos valdrían.

La Ginebra: el actor principal, aquí podría estar escribiendo bastante tiempo. Las que pongo a continuación son de las 3 “mejores” y con ello un coste más elevado que los espirituosos que podemos encontrar en cualquier local de nivel medio:  MARTIN MILLER GIN, BRECON y TANQUERAY TEN.
Pero para preparar nuestro Gin&Tonic, nos vamos a centrar en otras algo más económicas pero con una calidad destacable:
o Bombay Shapire: Seca e intensa de origen inglés. Su fórmula se basa en una receta de 1761.


o Hendrick’s: Elaborada en Escocia de forma artesanal, incorpora pétalos de rosa de Bulgaria, y pepino Holandés.


o Citadelle: Elegante ginebra francesa, con receta de 1771 y que contiene 19 elementos botánicos en su destilación.


o Bulldog: Ginebra suave y armoniosa gracias a sus cuatro destilaciones. Contiene botánicos como las hojas de loto y Ojo de Dragón.


La tónica: actor secundario, pero con la misma importancia que la ginebra. Esta siempre debe de estar bien fría. Entre las más usuales tenemos:
o Fever Tree: con una burbuja más suave, lo que hace respetar el carácter e identidad de la ginebra que lo acompaña. No es difícil de encontrar en supermercados.




o Q-Tonic: la más exclusiva de las tónicas, que utiliza en su elaboración auténtica qunina peruana y se endulza con agave orgánico.




Los Cítricos: La clave es que el cítrico que se vaya a utilizar esté fresco. Hay que echarle únicamente la cáscara del limón (no debe tener apenas la parte blanca), ya que es ahí donde se encuentran los aromas cítricos. NUNCA se debe exprimir el limón o la lima, ya que el ácido cítrico elimina por completo las burbujas de la tónica.

Elaboración: Se sirven 4 o 5 hielos que removeremos dentro la copa para enfriar esta, si quedase agua al no estar muy fríos los hielos habrá que retirarla. Ahora echaremos la ginebra, unos 4 o 5 cl. Es una medida correcta sin pasarnos, aunque esto dependerá luego del gusto de cada uno. Ahora se corta una rodaja larga de cáscara de limón incluyendo lo blanco, la introducimos en la copa y con las manos giramos esta rodaja para que expulse los ácidos cítricos sobre los hielos y desechamos esta rodaja. De nuevo cortamos otra rodaja de cáscara de limón pero en esta ocasión sin incluir la parte blanca ni por supuesto pulpa, la introducimos en la copa y removemos levemente para que se mezcle. Para terminar utilizaremos una cucharilla para decantar la tónica mientras la vertemos en la copa, con esto habremos terminado y podremos disfrutar de nuestro Gin&Tonic durante 15 minutos, tiempo recomendado un consumo en optimas condiciones.

Ahora sólo tenéis que animaros a probarlo, y si queréis, contar vuestras experiencias.

Podéis comprar estos y otros licores en liquostyle.

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

0 comentarios:

Publicar un comentario